Policiales
Gran conmoción

Exarquero de la Selección Argentina atropelló y mató a un hombre en la ruta

Pablo Cavallero viajaba a bordo de una camioneta cuando embistió a la víctima en la ruta 2.

El exarquero de la Selección Argentina y Vélez, Pablo Cavallero, protagonizó un fatal accidente de tránsito esta madrugada donde murió un hombre de 56 años. Ocurrió en la ruta 2, a la altura del kilómetro 60, cuando el actual mánager del Fortín atropelló y mató a Juan Rivero. Por el hecho, el futbolista que jugó el Mundial de Corea-Japón 2002 quedó imputado por el delito de homicidio culposo.

Cavallero no quedó detenido por el momento y las circunstancias del siniestro vial son investigadas por la fiscal María Antonieta Scarpino, titular de la UFI 14 de La Plata, especializada en delitos culposos, quien quedó a cargo del expediente.

De acuerdo con la fuentes provinciales consultadas por este medio, Cavallero se dirigía hacia la Costa bonaerense a bordo de su camioneta Volkswagen Tiguan negra cuando de pronto atropelló a la víctima, quien murió en el acto. Según lo que precisaron a Infobae, Rivero habría cruzado en una zona "oscura y de baja visibilidad". Cuando la ambulancia de AUBASA (la empresa que controla ruta 2) llegó al lugar constató que efectivamente que no había mucho por hacer en cuanto al estado de salud de la víctima.

Según publicó Infobae, la camioneta del dirigente de Vélez resultó seriamente averiada y da cuenta de la fuerza del impacto: el parabrisas y parte de la carrocería del costado derecho quedaron completamente destruidas. Tras el accidente, el vehículo fue movido hasta la estación de servicio YPF que se encuentra en la zona mientras que se convocó a persona de la morgue judicial para trasladara el cadáver de la víctima. Al lugar concurrieron también el subcomisaria Daniel Gastañaga, jefe del Departamento Vial de Samborombon y el comisario mayor Pablo Javier Segovia, Jefe de la Zona I de La Plata.

Esta nota habla de:

Comentarios

  • El Gaucho Lunari

    Si Rivero cruzó la ruta sin mirar o sin importarle las dos luces que venían por la ruta, sólo él tiene la culpa. Porque cualquiera que ve que viene un automóvil (por las luces) en una ruta, NO CRUZA, sino que espera que el vehículo pase. Se trata de un suicidio. Ni el más idiota entre los idiotas cruza una ruta cuando viene un auto.

    Ver más

    Responder

Tucomentario

Nombre

Más de Policiales

¿Quiere recibir notificaciones?
Subcribite a nuestras notificaciones y recibí las noticias al instante