QPS / Tecnología

tecnología / ¿Quién gobierna Internet?

Cuatro expertos y el debate por la gobernanza de la red de redes; el rol de Estados Unidos, la Icann y la ONU

"Dentro de los países latinoamericanos, Argentina, México, Brasil y Colombia están desempeñando un papel activo en las instituciones internacionales y organizaciones que actualmente están debatiendo los asuntos vinculados con el futuro de Internet", afirmó en diálogo con LA NACION el embajador Daniel Sepúlveda, subsecretario adjunto y coordinador en los Estados Unidos para las comunicaciones internacionales y la política de información en el Departamento de Estado.

Sepúlveda está compenetrado con el proceso de transición de lo que se denomina la gobernanza de Internet (es decir, en definir quién comanda su desarrollo, al menos el normativo). Es que Estados Unidos anunció su intención de transferir la custodia de las funciones de la Autoridad de Números Asignados en Internet (IANA) de ese país a la comunidad global de múltiples partes interesadas (multistakeholder, en inglés). IANA es una institución clave en la gestión de Internet desde su inicio, pero un organismo que nació como parte del gobierno estadounidense.

Dicho de otra manera, este gobierno solicitó a la ICANN (una organización internacional sin fines de lucro, responsable de asignar direcciones IP, gestionar dominios genéricos y territoriales), que lidere un proceso para que diferentes actores, como la sociedad civil, el gobierno y las empresas dialoguen en igualdad de condiciones acerca de cómo efectuar esta transición y sus implicancias a futuro.

"Esta organización, administradora de las funciones de la IANA, desempeña este rol desde 1998, por eso es el organismo más idóneo para garantizar la continuidad de la estabilidad, seguridad y flexibilidad de Internet", dijo Sepúlveda. Rodrigo de la Parra, Vicepresidente de ICANN para América Latina y el Caribe, considera que "se trató de una decisión histórica, muy importante para todos ya que ahora será la comunidad global quien decida sobre el futuro de Internet. Desde ICANN estamos asegurándonos que la propuesta esté bien consensuada y que la nueva estructura funcione correctamente para mantener la seguridad e independencia de los actores. De esta manera, se evitará que un solo actor tome la responsabilidad absoluta de la gobernanza de Internet".

Junto con la ICANN, otro de los organismos clave en el desarrollo de la Red es el Internet Engineering Task Force (Fuerza de Tareas de Ingeniería de Internet), que se ocupa de a parte más técnica -y no tan política- del funcionamiento de la red de redes.

Sepúlveda rechaza la idea de quienes postulan a la Organización de las Naciones Unidas (ONU) como el organismo que debe llevar a cabo la gobernanza de Internet. Así, coincide con Catherine Novelli, subsecretaria de Estado para Crecimiento Económico, Energía y Medioambiente de Estados Unidos, que le dijo a LA NACION que "la ONU no está preparada para regular Internet y conducir la toma de decisiones sobre las políticas internacionales que darán forma al futuro de la Internet".

Que Internet sea gobernada bajo un esquema distribuido es una gran noticia porque tiene que ver con la esencia de la Red

En la misma línea está la Internet Society, una organización global cuya misión es asegurar que Internet siga siendo abierta, y transparente para los usuarios de todo el mundo. Para su director para Latinoamérica y el Caribe, Sebastián Bellagamba, "que Internet sea gobernada bajo un esquema distribuido es una gran noticia porque tiene que ver con la esencia de la Red. De hecho, nunca existió un servidor central que pueda ser gobernado, sino que siempre estamos hablando de miles de interconexiones. Por esto mismo no sería correcto que la gobernanza recaiga sobre la ONU, que es un organismo intergubernamental que no contempla la complejidad de la materia y en donde los distintos actores no estaría bien representados porque claramente los gobiernos tendrían un rol más importante".

Para los especialistas, la transición no debería representar un cambio mayor en la operación de los recursos críticos de Internet. ¿Deberían los usuarios, entonces, interesarse por este tema? "Por supuesto, al igual que deberían hacerlo con respecto a otras problemáticas como el calentamiento global, ya que el desarrollo de Internet tal como lo conocemos depende de estos procesos para que se mantenga abierta y accesible a través del paso del tiempo", opina Bellagamba.

EL ROL DE LOS GOBIERNOS

Gobiernos como el de Rusia y China critican el modelo de gestión propuesto por los Estados Unidos basado en los multistakeholder, e incluso hay quienes piensan que EE.UU. en realidad pretende ejercer un control cada vez más estricto sobre Internet. Además, hay países que opinan que el sistema de consenso no funciona y, por eso, debería ser reemplazado por otro más centralizado y vertical, en donde los gobiernos y las instituciones inter-gubernamentales tengan un mayor control. Pero Estados Unidos no es "la dueña" de Internet.

"Internet se desarrolló orgánicamente en este país, como un experimento de académicos e ingenieros, aunque luego se expandió al resto del mundo hasta llegar a ser el recurso crítico que es hoy -dice Sepúlveda-. Con la transición que se ha iniciado en lo que se refiere a la gobernanza de Internet, Estados Unidos no está renunciando al control de Internet simplemente porque no ejerce ningún control. De hecho, nadie lo tiene. Ninguna persona, organización ni gobierno tiene el control de Internet, ya que esta red es descentralizada y global".

De la Parra coincide: "Internet es una red de redes descentralizada y el rol del gobierno de Estados Unidos en relación al sistema de nombres de dominio tiene un carácter histórico, ya que Internet se gestó allí. Pero es importante comprender que nadie es dueño de Internet y así debe seguir siendo. Argentina es uno de los pocos países que cuenta con representantes en todos los comités asesores y organizaciones de apoyo de la ICANN, es decir, actores que provienen de todos los sectores: gobierno, sociedad civil, comunidad técnica, sector privado".

¿POR QUÉ ES TAN IMPORTANTE DEFINIR LA GOBERNANZA DE INTERNET?

"En materia de justicia económica y social, Internet ayuda a cerrar la brecha entre el talento y las oportunidades -, dice Sepúlveda-. En este sentido, el rol de los países latinoamericanos es clave ya que los beneficios económicos de Internet están moviéndose hacia el mundo en desarrollo. Por ejemplo, la penetración de Internet en América latina creció 23% el año pasado y ahora representa el 8% de la audiencia global online. Sin embargo, todavía es bajo en comparación con la regiones más desarrolladas".

Según un estudio del Banco Mundial, alrededor del 10% en la penetración de banda ancha resultaría en un incremento del 1 a 1,5% del crecimiento per capital anual. Por otra parte, un estudio de Boston Consulting Group reveló que los mercados abiertos a Internet experimentaron una diferencia real del 1% en el crecimiento de su Producto Bruto Interno, en comparación con aquellos cerrados, que niegan a su gente la libertad de involucrase en el comercio y en el discurso online.

Los expertos coinciden en que ningún país debería desarrollar o apoyar actividades online que dañen intencionalmente o impidan el uso de la infraestructura crítica de otro país (lo que se conoce como un ciberataque, o una ciberguerra, como las recientes escaramuzas entre Estados Unidos, China y Rusia).

INTERNET ES UN MEDIO, NO UN FIN

Como resumió Novelli, "el futuro de Internet no depende de una sola visión, sino de la multiplicidad de puntos de vista". Por eso, Sepúlveda insistió con la importancia que tiene la participación de los países en la gobernanza de Internet. "Necesitamos que los gobiernos de América latina se expresen para saber cómo lograr que una mayor cantidad de personas esté conectada. Sin dudas, no es un problema de tecnología, sino de política", y opinó que la Argentina está en la buena senda ya que tiene una participación activa en los encuentros internacionales y en el despliegue de infraestructura para incrementar los niveles de accesibilidad.

Asimismo, el país ocupa el tercer lugar, con un 62% de la población que accede a Internet al menos desde un teléfono móvil, según un reporte realizado por el centro de investigaciones Pew. Otro dato: a fines de junio se realizó en Buenos Aires el encuentro ICANN 53. Esta organización se reúne tres veces por año en distintos países del mundo en encuentros en los cuales participan sus ejecutivos y también son abiertos a la comunidad en general. Uno de los ejes es trabajar para impulsar la participación global en sus procesos.

Sin embargo, hay cosas por mejorar. Por ejemplo, Bellagamba cree que si bien la Argentina tiene un rol activo en las discusiones que se dan a nivel internacional la gobernanza de Internet, podría tener una actitud más enérgica. En la Argentina se creó, en abril del año pasado, la Comisión Argentina de Políticas de Internet, aunque más allá de un encuentro con representantes del sector en junio de 2014 no parece haber tenido mayor actividad.

Por caso, considerando que Internet es un derecho básico, la Cámara de Representantes de Estados Unidos aprobó hace pocas semanas un proyecto de ley para evitar que se puedan aplicar impuestos a internet y a los servicios online que no tienen un equivalente fuera del mundo digital como, por ejemplo, el correo electrónico. Esta medida no afectará a los servicios online que tengan equivalentes en el mundo offline, como por ejemplo tiendas de música, música o electrónica.

Mientras tanto, algunas medidas que está tomando el gobierno de la Argentina parecen ir en la dirección opuesta, es el caso de iniciativa para controlar los comentarios en medios digitales y plataformas de Internet incluida en el proyecto de ley antidiscriminación, que ya tiene dictamen de la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados. "No creo que estas decisiones sean positivas ya que limitan la libertad de expresión y, si bien los gobiernos tienen el monopolio de las decisiones vinculadas a las políticas públicas dentro de su territorio, esta iniciativa tiene implicancias que el gobierno no está teniendo en cuenta. Por ejemplo: Si una persona argentina que está en Europa publica un comentario discriminatorio en el muro de Facebook (que es una empresa norteamericana) de otro argentino. En definitiva, el gobierno no está teniendo en cuenta la naturaleza y las características técnicas de Internet", explica Bellagamba. Y agrega que el gobierno debería crear un órgano consultivo en donde se planteen estas discusiones desde distintos puntos de vista.

Aunque es un tema complejo, vale la pena reflexionar acerca de la gobernanza de Internet. Es que con más de 3000 millones de usuarios en todo el mundo, se trata de uno de los inventos más disruptivos en la historia de la humanidad, y una herramienta clave para el crecimiento de la economía y de la sociedad..

Fuente: La Nación

tecnología

Imprimen "bebés 3D" para que futuros padres conozc... 0

tecnología

¿"Internet con aroma de café"?: el olor supera las... 0