QPS / Salud

¡Por favor compartir! / ¡Atención padres salteños!: ya están disponibles las vacunas contra la meningitis

La primera dosis es para bebés de 3 meses y adolescentes de 11 años.

¡Atención padres salteños!: ya están disponibles las vacunas contra la meningitis

El Ministerio de Salud Pública recuerda a la población que está disponible en hospitales públicos, centros de salud y vacunatorios de toda la provincia, la vacuna contra la meningitis y otras enfermedades producidas por meningococo. De acuerdo con el calendario nacional de inmunizaciones, se coloca en forma gratuita exclusivamente a niños que han cumplido tres meses de edad y adolescentes de 11 años.
 
Asimismo, se encuentran disponibles todas las vacunas incluidas en el calendario nacional de vacunación 2017, recomendándose mantener actualizado el esquema de inmunización.  
 
La vacuna tetravalente contra meningococo fue incorporada el 1 de enero al esquema regular de inmunizaciones, es de administración intramuscular, obligatoria y gratuita para la población objetivo.
 
Se debe vacunar con una primera dosis a niños que han cumplido tres meses de edad, con un refuerzo a los cinco meses y una última dosis a los 15 meses. Los adolescentes, con 11 años cumplidos, deben recibir una dosis única.  
 
Las infecciones por meningococo afectan principalmente a niños menores de cinco años y con mayor frecuencia a los menores de un año. Son patologías graves y pueden ocasionar la muerte o dejar secuelas físicas o neurológicas irreversibles.
 
Por ello, el Ministerio de Salud Pública recomienda a los padres concurrir a los hospitales o centros de salud y hacer vacunar a los niños comprendidos en las edades mencionadas, ya que es la única forma de prevenir la enfermedad y reducir las tasas de infección y contagio, protegiendo a la familia y la comunidad toda.
 
Síntomas

La meningitis es la infección de los tejidos que recubren el cerebro y la médula espinal, que se llaman meninges.
 
El principal síntoma en niños y recién nacidos es la fiebre alta, a la que pueden seguir escalofríos, náuseas y vómitos, sensibilidad a la luz, dolor de cabeza intenso, rigidez en el cuello. También puede haber agitación, inflamación de las molleras, falta de apetito, irritabilidad y disminución del estado de conciencia.
 
Ante la aparición de alguno de estos síntomas, se debe concurrir de inmediato a la consulta con el médico.

¿Verdadero o falso?

Te cantamos la posta: ¿hay que esperar después de comer para meterse a la pileta?

Te cantamos la posta: ¿hay que esperar después de... 0

Sexualidad

Masturbarse en el trabajo es más común de lo que se piensa

Masturbarse en el trabajo es más común de lo que s... 3