QPS / Salta

#NoSonEspíritusChocarreros / Salteños rezaban a la Virgen, un duende se les apareció y quiso matarlos

El hecho paranormal ocurrió en barrio Intersindical, en el año 2009.

Salteños rezaban a la Virgen, un duende se les apareció y quiso matarlos

Lo que le pasó a la Martínez, en el barrio Intersindical hace unos años, causó conmoción no solo en los salteños sino en todo el país. Mientras rendían culto a la Virgen del Rosario de San Nicolás, una noche de fines de septiembre de 2009, fueron amedrentadas por un extraño ser que apareció en el fondo de su vivienda.

"Yo no creía en estas cosas, pero lo que hemos vivido nos tiene desesperados. Era un humanoide de no más de 40 centímetros de alto que se había trepado a la medianera del fondo. Llamaba a los niños con una voz cavernosa, se colgaba de un tinglado y se movía. Estaba todo de negro, tenía una capucha que no permitía verle sus facciones, pero dos ojos rojos le brillaban. Fue algo terrible", dijo Esther Martínez, la dueña de casa, que puso la denuncia en la Comisaría 7 y que debió llevar a tres de sus nietos, de 14, 11 y 9 años, al Centro de Salud 27 de la zona, ya que entraron en pánico y sufrieron ataques de nervios y desmayos.

"Fue algo terrible, mi suegro quiso luchar con esa cosa. Le lanzó cintarazos, pero increíblemente parecía que una fuerza desconocida hacía que sólo se pegara a sí mismo", contó en ese entonces a diario El Tribuno, Marcela (29), nuera del trabajador y testigo del poco convencional suceso denunciado.

"Todo comenzó cuando estábamos en el interior de la casa y sentimos un ruido extraño y los gritos de terror de unos 14 chicos que se hallaban en el fondo. Salimos corriendo a ver qué pasaba y nos dimos con un panorama dantesco: esa cosa se columpiaba agarrada de una estructura metálica. Mi papá lo enfrentó pero fue imposible que lo alcanzara, se movía con rapidez y emitía sonidos diabólicos, roncos, terribles...", narró otra de las testigos. 

El primero en verlo fue un nene de unos 11 años quien contó que el duende le decía "vení...vení.. .yo soy tu primo’, luego le repetía lo mismo a otra nena. Quiso ahuyentarlo a cintarazos, pero no pudo. "Él se sacó el suyo y me dio por todo el cuerpo", dijo y mostró los moretones. 

Al enterarse de la aparición del extraño ser, una vecina dijo haber vivido un episodio similar. Lo que llevó a la barriada a hacer bendecir sus casas con el cura de la parroquia cercana. El duende nunca más apareció.  

Flor de susto

Foto Prensa Policía

Feroz incendio en un barrio salteño: ardieron en l... 2

Celebración religiosa

Urtubey dijo presente en la procesión de la Virgen del Cerro

Urtubey dijo presente en la procesión de la Virgen... 10