QPS / Política

Estrategias / A pesar de la inflación, más empresas bajan precios para no perder consumidores

Varios fabricantes de primera línea y de segmento medio empezaron a incluir sus valores en los envases y en sus campañas de comunicación y de marketing.

A pesar de la inflación, más empresas bajan precios para no perder consumidores

En tiempos de inflación y caída del consumo, varias marcas comienzan a perder espacio en la elección de los consumidores. Es que el precio y el ahorro son cada vez más variables clave al momento de decidir una compra. Por eso, desde hace varios meses, algunas comenzaron a apostar por bajar sus precios o lanzar líneas económicas para no perder su vínculo con los consumidores.

Es el caso de La Salteña que está comercializando productos con su marca pero a menor precio, que incluye tapas para empanadas a $ 24 –para autoservicios– y ravioles a $ 49,90. "Alineados a las necesidades del contexto, nos adaptamos ofreciendo una propuesta de menor precio", explicó Sabrina Ruggiero, product manager de tapas de La Salteña.

"La economía argentina es cambiante y el consumidor está acostumbrado a estos vaivenes. Creemos positivamente que el consumo se reactivará paulatinamente en los próximos meses y por eso es clave cómo las marcas acompañan a sus consumidores en estos tiempos. El consumidor argentino se caracteriza por su preferencia hacia las primeras marcas, a pesar de que en momentos de contexto difíciles son consumidas en menor medida, sabemos que después regresan y son las más elegidas", agregó la ejecutiva.

Otra marca que puso el eje en el precio para su comunicación es Lay’s, las papas fritas de Pepsico con precios sugeridos para el pack chico a $15, el pack mediano a $ 25 y el grande a $ 35. Las cadenas de comidas rápidas fueron las primeras en reaccionar frente a la caída del poder adquisitivo. A comienzos del año, McDonald’s comenzó con menúes al mediodía –de lunes a viernes de 11 a 15– a $ 49 y de esta forma consiguió ganar clientes en esa franja horaria. "Fue una apuesta grande, un cambio radical en nuestra plataforma de valor salir con un menú limitado a días de semana y horarios con un precio super agresivo. El volumen en ese horario creció y repercutió en el volumen total de la compañía. Está muy focalizado en las personas que trabajan y tiene que salir a comer y en los chicos de los colegios. Y se incrementó su frecuencia de visita", destacó Leandro De Gregorio, gerente de Marketing de la cadena. "En una coyuntura donde la gente empieza cambiar hábitos y empieza a comprar donde hay promociones, estamos bien valorados", agregó el ejecutivo.

Las marcas que se ven beneficiadas por las nuevas estrategias de compra de los consumidores son las de precio medio. La marca de alfajores y galletitas Fantoche, por ejemplo, anunció una baja de 40% en el precio de algunos de sus productos.

"Ajustamos los costos de una línea de galletitas y retrotraemos los precios a marzo de este año. Hicimos algunas automatizaciones en la línea de producción y nos ayudó a poner un precio más cercano al bolsillo del consumidor", explicó Claudio Messina, gerente de Marketing de la empresa. Desde este mes, tienen opciones de galletitas a $ 10 y $ 12.

Al estar en un segmento de precio medio, sus ventas crecieron. "En alfajores se trasladó mucho el consumo de la categoría premium y nos benefició. Hace tres años que venimos creciendo. El consumidor es más inteligente en la compra", agregó el ejecutivo. Fabrican 1 millón de alfajores por día.

Toda la info

Volvieron las boletas de gas: por qué hay hogares con un total a pagar de $0

Volvieron las boletas de gas: por qué hay hogares... 1

Elogios en público, críticas en privado

Para el FMI, Argentina debe subir sus reservas y achicar el gasto público

Para el FMI, Argentina debe subir sus reservas y a... 5