QPS / Policiales

Se fue al pasto / Un preso salteño se tragó una cadena de baño para que lo trasladen a otra comisaría

Pidió ir al baño y cuando salió un vaso de agua para tragarlo. Ocurrió en Rosario de la Frontera.

Imagen ilustrativa
Imagen ilustrativa

La medida sorprendió a los policías de la subcomisaría El Mirador, en Rosario de la Frontera, quienes tuvieron que salir a las corridas para auxiliar al joven detenido, Nicolás Veliz, de 20 años, quien utilizó esta modalidad, al parecer, para lograr el traslado a la comisaría 31, en esa misma ciudad.

El plan de Veliz, por lo informado por fuentes policiales a La Voz de Salta, era conocido de antemano por sus compañeros de celda, ya que uno de ellos le informó a un guardia que Veliz quería autolesionarse, sin embargo, no indicó la razón de dicho accionar.

Ante este dato, el sumariante de turno, Andrés Castillo, mandó a buscar al interno Veliz, quien unos minutos antes había pedido permiso para ir al baño, oportunidad en la que aprovechó para extraer la cadena de metal de la mochila del inodoro.

Dado que la puerta del baño es de madera, el detenido no tuvo inconvenientes para ocultar la misma, sin llamar la atención de los guardias. Una vez en su celda, Veliz le pidió agua a sus compañeros de celda y pasó a ingerir la cadena delante de los mismos.

Al hospital

Luego, cuando los guardias lo sacaron del calabozo para verificar el dato que había transmitido otro reo, Veliz relató lo que había hecho y en minutos comenzó a padecer fuertes dolores en el estómago, hecho que alteró a los policías, quienes de inmediato trasladaron al detenido al hospital local.

En el nosocomio, Veliz fue asistido y se le practicó una radiografía, tras lo cual el médico, Aldo Contreras, diagnosticó la existencia de cuerpo extraño, similar a un rollo de alambre, en los intestinos, sin perforación de órganos.

Aunque se analizó la colocación de enema, para agilizar el tránsito del elemento extraño, finalmente esta práctica fue dejada de lado. No obstante, el médico indicó que no era necesaria su internación, aunque sí dispuso un examen diario en el área clínica y radiológica.

En el hospital, en tanto, Veliz hizo dos peticiones. La primera fue poder tener la visita de su madre, mientras que la segunda tenía que ver directamente con su lugar de detención. El detenido pidió su traslado a la comisaría 31, en la misma ciudad de Rosario de la Frontera.

A tener cuidado

Imagen ilustrativa

Es salteño, tiene 61 años y violó a una joven: se... 8

No era para comer

Changuito quiso "chorear" dos fernet de un super en pleno centro salteño

Changuito quiso "chorear" dos fernet de un super e... 6