QPS / Policiales

Por peligro de fuga / La Justicia salteña confirmó la peor noticia para los polinarcos

La fiscal penal Gabriela Buabse solicitó en los últimos días la prisión preventiva de los ocho policías de Drogas Peligrosas del Sector 5. Señaló que la libertad provisoria de los imputados pondría en riesgo el proceso, ya que los acusados podrían eludir el accionar de la justicia

La Justicia salteña confirmó la peor noticia para los polinarcos

Entre los argumentos esgrimidos por la fiscalía, Buabse señaló que la libertad provisoria de los imputados pondría en riesgo el proceso, ya que los acusados podrían eludir el accionar de la justicia, desobedecer las citaciones e influir en otros testigos a fin de entorpecer el proceso judicial en su contra.

La presentación de la fiscalía, de prisión preventiva,  busca de asegurar la detención de los acusados y se realizó ante el juez de garantías 2, Ignacio Colombo, quien deberá resolver si corresponde la prisión preventiva de los efectivos imputados, como así también de una mujer y su hijo, implicados en esta organización delictiva.

Las imputaciones penales se siguen contra el subcomisario, Ricardo Enrique López; el oficial auxiliar, Daniel Vizgarra; el sargento ayudante, Rafael Siares; el agente, Sergio López; la sargento ayudante, Nancy Bruna; el cabo, Pedro Gustavo Carrizo, Carlos Alfredo Erazo  y el cabo, Javier Ramón Costilla.

Asimismo, están imputados, Sandra Elizabeth Serrudo y su hijo, Alfredo Thiz. Estos dos junto a los policías fueron acusados de los delitos de “asociación ilícita” y “confabulación”, cuyas penas, según lo establecido en el Código Penal y en la Ley 23.737, de drogas, ascienden a los 16 años de prisión.

En la hipótesis criminal del caso, la fiscal sostuvo que los acusados habían conformado una asociación ilícita que tenía como objetivo brindar protección a una familia de narcos de barrio Alta Tensión, como así también sacar del negocio a sus competidores a fin de acaparar el mercado de venta de  estupefacientes.

En su pedido de prisión preventiva, la fisca volvió a detallar el modus operandi de los ocho policías y la complicidad de Serrudo y Thiz a fin de monopolizar la comercialización de droga desde la boca de expendio que explotaba la mujer, en una vivienda del barrio Alta Tensión.

 

Trágico es poco

Fin de semana para el olvido: hubo al menos 5 salteños muertos en accidentes viales

Fin de semana para el olvido: hubo al menos 5 salt... 2

Tragedia en Solidaridad

Un Saeta pasó por encima de un peatón y lo mató: el chofer fue imputado

Un Saeta pasó por encima de un peatón y lo mató: e... 11