QPS / Policiales

El patrón del mal / Empleaba a chicos para su lavadero, no les pagaba y les hacía algo tremendo

Según trascendió, les prometía ponerlos "en blanco", luego usaba sus datos para amenazarlos.

Empleaba a chicos para su lavadero, no les pagaba y les hacía algo tremendo

La falta de oportunidades laborales provoca que cada vez más jóvenes salteños se vean obligados a aceptar puestos de trabajo bajo condiciones bastante turbias. Un ejemplo de ello es lo que le sucedió a chicos en un lavadero del macrocentro salteño donde lejos de encontrar un empleo estable, se toparon con una situación espantosa. 

Según denunciaron, todo comenzó con un aviso en uno de los diarios que se imprimen en Salta. Ilusionados fueron al lugar mencionado (Almirante Brown, primera cuadra). La modalidad era similar: en los primeros días aprendían a usar las máquinas y productos, luego les pedían sus papeles con la promesa de ponerlos en blanco, pero nada de eso sucedería. 

Trabajar 12 horas de trabajo por 4500 pesos era lo que presuntamente ofrecía el propietario del emprendimiento a los desesperados jóvenes. 

De acuerdo a lo que contó a Que Pasa Salta uno de los damnificados, lo prometido nunca llegó. Ni la estabilidad, ni el dinero. Solo amenazas por parte del empleador que aseguraba "les daría una c....a" a quienes lo denunciaran. Claro, con los datos sobre dónde vivían, los empleados temían los fuera a buscar a sus domicilios y cumpliera su violenta promesa. 

El último episodio

Lo peor ocurrió cuando una de las incrédulas mujeres de los trabajadores se presentó en el lugar, con horario acordado de por medio, para cobrar el dinero que le debían a su concubino. Todo era una emboscada. 

Según consta en denuncia policial, el sujeto se puso violento e intentó golpearla. Pudo salvarla un joven que pasó, vio la escena y quiso defenderla, sin pensar que se llevaría la peor parte: con un spray de gas pimienta el "patrón del mal" lo atontó y le dio varios puñetazos. 

Desesperada la mujer que había ido a exigir el dinero de su pareja, tomó el gas (que había caído al suelo) y se lo roció en la cara al agresor. Así pudieron escapar. Sin dinero, pero con vida. 

 

Pánico en zona norte

Esto fue lo que provocó la fuga de gas que aterrorizó a Salta

Esto fue lo que provocó la fuga de gas que aterror... 5

#YoTeAvisé

Tremendo choque en avenida Bicentenario: tránsito cortado y 2 heridos

Tremendo choque en avenida Bicentenario: tránsito... 0