QPS / Policiales

Archivo del Crimen / Changuito salteño mató a su papá porque no lo dejó ir a ver el recital su ídolo

La víctima fue Luis Eduardo Giménez Gambetta, un contador reconocido en Salta. Su asesino tenía 14 años. Ocurrió en 2006.

Changuito salteño mató a su papá porque no lo dejó ir a ver el recital su ídolo

Luis Eduardo Giménez Gambetta fue uno de los contadores de renombre de Salta. Para sorpresa de muchos, fue hallado asesinado de nueve puñaladas en su casa, sábado 18 de noviembre de 2006. El asesino fue su propio hijo, que reaccionó de la forma más violenta solo porque su papá no lo habría dejado asistir al recital de su banda de rock favorita: Intoxicados. 

El crimen ocurrió en un chalet ubicado en calle Los Cardones, en barrio Tres Cerritos. Su mamá y hermana menor no estaban en la casa.

El chico tenía apenas 14 años cuando cometió el crimen. Pese a su edad, no era pequeño sino más bien robusto (1,82 de altura). 

Luego de discutir con su víctima, tomó un cuchillo y por sorpresa atacó a su padre en el baño cuando se afeitaba. Herido, el hombre rasguñó a su hijo mientras lo seguía atacando y luego se refugió en el dormitorio matrimonial, donde se encerró con llave y desde allí llamó al 911.

El chico, por su parte, bajó a la cocina, lavó el cuchillo y se cambió de ropas.En las uñas de la víctima los forenses hallaron restos de piel cuyo patrón genético resultó compatible con el de la sangre del chico.

Al llegar el primer patrullero, el asesino atendió a los policías y les dijo que un hombre había entrado violentamente a su casa empujándolo a él y luego subió las escaleras, y en el pasillo del primer piso atacó a su padre antes de que éste se encerrara en su dormitorio, donde finalmente murió desangrado.

Tres días después del crimen el juez Miranda citó al chico y éste no se presentó a declarar. Entonces ordenó su detención.

Un mes después, la Justicia de Salta autorizó así un arresto domiciliario para un adolescente de 15 años acusado de haber asesinado a cuchilladas a su padre. No volvió al coqueto barrio donde ocurrió el horror, sino que se albergó en casa de un tío en San Lorenzo, según informó en ese entonces diario Clarín. 

No se supo mucho más del caso, salvo que ayer (2/12) el joven cumplió 26 años. 

 

Aberrante es poco

Imagen Ilustrativa

Energúmeno golpeó con un palo en la cabeza a una n... 1

Vergonzoso es poco

Madre e hijo salteños exigían fotos y videos pornos: tenían más de 100 perfiles de Facebook truchos

Madre e hijo salteños exigían fotos y videos porno... 5